150 AÑOS DE LA EDICIÓN DEL FUERO GENERAL DE NAVARRA REALIZADA POR PABLO ILARREGUI Y SEGUNDO LAPUERTA

Portada de la edición

Cuando se cumplen 150 años de la edición más conocida del Fuero General de Navarra, realizada por Pablo Ilarregui y Segundo Lapuerta en 1869, el Archivo Real y General de Navarra dedica su microexposición de diciembre a recordar dicha efeméride.

La microexposición “150 Aniversario de la edición de Ilarregui y Lapuerta del Fuero General de Navarra” es una muestra de pequeño formato, de acceso libre y gratuito, que permanecerá abierta durante el mes de diciembre en la galería baja del Archivo de Navarra todos los días de 10:00h. a 14:00h. y de 17:00h. a 20:00h.

Contenido de la exposición

El Fuero General de Navarra se difundió en los primeros siglos únicamente a través de copias manuscritas. En 1686 el texto fue objeto de publicación impresa como parte de la recopilación legislativa realizada por Antonio Chavier, reeditada de nuevo en 1815. Sin embargo, el pequeño número de ejemplares disponibles de esas ediciones anteriores, así como la existencia en ellas de muchos errores de transcripción del texto, llevó a la Diputación Foral y Provincial de Navarra, sabedora de su relevancia histórica y jurídica, a acordar la elaboración de una nueva edición del texto del Fuero General de Navarra. El acuerdo del pleno de la Diputación Foral en el que figura el encargo editorial se expone al público en la microexposición.

La empresa de acometer la nueva edición impresa se encomendó en 1868 a Pablo Ilarregui y Segundo Lapuerta, aunque la publicación no vio la luz hasta 1869. Pablo Ilarregui y Segundo Lapuerta, cuyos expedientes personales se exponen al público en la micromuestra, eran en ese momento personalidades destacadas de la administración provincial. El primero era un jurista y político liberal que, entre otros, había ocupado los cargos de secretario del Ayuntamiento de Pamplona / Iruña y director del primigenio Boletín Oficial de Pamplona, precedente del Boletín Oficial de la Provincia de Navarra. Segundo Lapuerta, por su parte, había nacido en Caparroso y era oficial en la secretaría de la Diputación y posteriormente alcanzaría el cargo de vicesecretario de la corporación foral.

El trabajo de Ilarregui y Lapuerta, con una tirada de 1.000 ejemplares, permitió la difusión del Fuero General de Navarra y contribuyó a su reconocimiento como uno de los grandes textos de derecho medieval español.

De entre las varias copias manuscritas medievales que se conservan del Fuero General de Navarra, Ilarregui y Lapuerta utilizaron para su edición impresa el ejemplar denominado Códice A1 que se conserva en el Archivo Real y General de Navarra, y cuyo facsímil también se expone en esta ocasión. Se trata de un manuscrito del siglo XIV escrito con tinta de dos colores, negra y roja, y que junto al texto del Fuero General incluye también el del llamado Amejoramiento de Felipe III (1330). Por ese motivo la edición de Ilarregui y Lapuerta incorpora el texto de este amejoramiento que modificó y actualizó los preceptos iniciales del Fuero General de Navarra.

La edición preparada por Ilarregui y Lapuerta supuso un gran avance para el estudio y la difusión del Fuero General de Navarra, siendo utilizada ampliamente tanto por juristas como por historiadores del derecho. En este sentido, en 1964, casi un siglo después de su primera publicación, la Diputación Foral y Provincial de Navarra decidió la reimpresión de la obra de Ilarregui y Lapuerta que, posteriormente, sería tomada también como base en las ediciones críticas realizadas del Fuero General de Navarra y que a fecha de hoy todavía es utilizada como texto de referencia.

Ejemplares conservados

El Fuero General de Navarra es el texto más importante del derecho territorial medieval del Reino de Navarra. Elaborado en el siglo XIII y escrito en idioma navarroaragonés, el Fuero General de Navarra es una compilación que recoge normas, tanto de derecho público como privado, aplicadas en el Reino de Navarra. No se le conoce autor, ni tampoco se tiene constancia de que recibiera en un primer momento reconocimiento oficial. Sin embargo, paulatinamente, y a través de la extensión de su uso judicial, fue consolidándose como texto primordial del derecho territorial navarro.

Se conoce la existencia de treinta ejemplares del Fuero General de Navarra de época medieval. Excepto un códice datado a finales del siglo XIII que se custodia en la Real Academia de la Historia, el resto de ejemplares del Fuero General de Navarra se pusieron por escrito a partir del siglo XIV y se conservan en distintas instituciones navarras, españolas y europeas.

El Archivo Real y General de Navarra conserva cuatro ejemplares de época medieval, de los cuáles el denominado Códice A1, procedente de la antigua Cámara de Comptos, se tomó como ejemplar arquetipo para las distintas ediciones de que fue objeto a lo largo de su historia.

(Noticia de Actualidad del portal web del Gobierno de Navarra)

LA FAMILIA FARO-BUENO DONA EL FONDO DE LA COMPAÑÍA TITIRITERA “RETABLO DE FIGURILLAS” AL ARCHIVO DE NAVARRA

Muestra de los títeres donados

El Gobierno de Navarra ha recibido en donación el fondo de la compañía titiritera “Retablo de Figurillas”, perteneciente a la familia Faro-Bueno, consistente en una parte documental que se conservará en el Archivo Real y General de Navarra, y 385 marionetas y otros objetos escenográficos no documentales que se conservarán y exhibirán, por cesión temporal del Ejecutivo foral, en el Centro Internacional del Títere de Tolosa-TOPIC.

La consejera de Cultura y Deporte, Rebeca Esnaola, presidió el 28 de noviembre, el acto de presentación del fondo, acompañada de la donante, Ana Bueno. Participaron asimismo en el acto la directora del Centro Internacional del Títere de Tolosa, Idoya Otegui, y el director del Servicio de Archivos y Patrimonio Documental, Joaquim Llansó.

La parte que se conservará en el Archivo incluye documentos personales de Juan Faro relacionados con la compañía Retablo de Figurillas, entre los que destacan textos de obras de teatro correspondientes, tanto a la etapa portuguesa del creador, como las escritas para la propia compañía, regletas, dibujos y esquemas de personajes con caricaturas y de utillería.

También han sido objeto de donación documentos personales de Juan Faro relacionados con su faceta de dibujante, manuales sobre marionetas escritos por él mismo, junto con cuadernos autobiográficos. La donación incluye los documentos relativos a la compañía “Retablo de Figurillas”: documentación administrativa, acta de fundación, cuaderno de actuaciones con indicación de fechas y lugares; y libros de temática titiritera, entre los que destaca la monografía Juan Faro y Ana Bueno: Retablo de Figurillas, realizada por sus hijos Juan José y Pilar en 2013, manualidades, educación y didáctica musical y didáctica de las marionetas, así como colecciones de carteles, programas, fotografías y cintas de cassette y vídeo.

Cesión temporal en el Centro Internacional del Títere de Tolosa

El conjunto de marionetas y otros objetos escenográficos, como parte indisoluble del fondo Faro – Bueno, se conservará, difundirá y exhibirá en régimen de cesión temporal realizado por el Gobierno de Navarra al Centro Internacional del Títere de Tolosa – TOPIC por un período de cuatro años prorrogables a cuatro años más. Los objetos cedidos incluyen, además de las marionetas, decorados construidos por Juan Faro, castillos (entre los que destaca el mueble “Retablillo de Navidad” de 1995) y utillería diversa.

El convenio contempla la producción de una exposición temporal sobre el fondo conjunta con la Dirección General de Cultura – Institución Príncipe de Viana, con la edición del oportuno catálogo a cargo del Archivo Real y General de Navarra.

Parte del fondo documental entregado

Hay que señalar que TOPIC es una institución de amplia trayectoria y todo un referente a nivel internacional especializado en la conservación y puesta en valor de títeres procedentes de todo el mundo. Mediante la firma del convenio de cesión temporal, el Gobierno de Navarra persigue garantizar que, a lo largo del plazo establecido por el convenio el fondo Faro – Bueno, estará a disposición de toda la ciudadanía con un objetivo claro de difusión y exhibición de los títeres y objetos escénicos, además de incentivar la investigación científica.

Acuerdo de donación

El acuerdo de donación contempla que la donante, como titular de los derechos de propiedad intelectual y los derechos de explotación de las obras, cede con carácter no exclusivo los derechos de reproducción y de comunicación pública, de acuerdo con la normativa vigente de Propiedad Intelectual, para que se puedan poner a disposición del público.

Por su parte, la Administración de la Comunidad Foral de Navarra adquiere los compromisos de garantizar la custodia, conservación, consulta y reproducción de los documentos donados, además de respetar los derechos morales del autor, proceder al tratamiento archivístico del fondo y ponerlo a disposición de los ciudadanos, e iniciar un proyecto de digitalización en dependencias propias del Archivo Real y General de Navarra.

Juan Faro y Ana Bueno, un matrimonio apasionado por los títeres

Juan Faro, nacido en Lisboa, y Ana Bueno, natural de Pamplona / Iruña, fueron fundadores de la compañía familiar Retablo de Figurillas.

Juan Faro se formó en la Academia Amateur de Música de Lisboa. En 1952 hizo las primeras representaciones de marionetas en su barrio, en el Centro Social da Bempostinha, y más tarde colaboró con el dramaturgo Fernando Passos. Por su parte, Ana Bueno recibió clases de piano en la Academia de Música de Pamplona y desde los 12 años comenzó a hacer teatro con el grupo del colegio María Inmaculada.

Juan Faro y Ana Bueno se trasladaron a Portugal, donde Juan Faro era profesor de Iniciación Musical, y ambos trabajaron conjuntamente en representaciones didácticas con títeres. En 1970 regresaron a Pamplona y en 1981 constituyeron, junto con sus hijos Pilar y Juanjo, la compañía “Retablo de Figurillas”, el primer grupo de teatro de títeres que surgió en Navarra, con la que realizaron numerosos montajes. Juan Faro fue su director, autor de las obras representadas, creador de los muñecos e intérprete, mientras que Ana Bueno se ocupó de la escenografía e interpretación, además de ejercer de relaciones públicas de la compañía.

Durante su trayectoria artística representaron obras en distintos puntos de Portugal, España o Francia y en festivales internacionales. Fueron impulsores del Festival Internacional de Títeres y Marionetas de Barañáin / Barañain, que el pasado mes de mayo celebró su 25 aniversario, y en 2001 recibieron por ello un homenaje.

El valor de los títeres como herramienta pedagógica

El acercamiento al mundo del títere, a raíz de la donación del fondo Faro – Bueno, descubrió al Archivo de Navarra el potencial que dicho medio de representación teatral tenía para la difusión de diferentes episodios de la historia de Navarra entre el público infantil. Por este motivo, desde el Archivo se ha organizado el ciclo “Titiristoria-Txotxongistoria”, que tendrá lugar los días 23, 26 y 27 de diciembre, con representaciones en euskera (11 h.) y castellano (12 h.).

En esta primera edición, la obra versará sobre la figura de la reina Toda y su viaje a Córdoba para curar a su nieto Sancho el Craso. El libreto ha sido escrito por Ventura Ruiz, por encargo y bajo la supervisión del Archivo Real y General de Navarra.

Próximamente se publicará en la agenda de la web del Archivo de la Música y de las Artes Escénicas de Navarra información detallada acerca de las representaciones.

(Noticia de Actualidad del portal web del Gobierno de Navarra)

LA CORAL DE CÁMARA DE PAMPLONA PRESENTA SU PROYECTO DE DIFUSIÓN DEL PREMIO PRÍNCIPE DE VIANA DE LA CULTURA 2018

25 noviembre 2019 Deja un comentario

La Coral de Cámara de Pamplona presentó el pasado viernes, 22 de noviembre, en el Archivo Real y General de Navarra, el disco Añapse Erdam. Música Coral Española en el S. XX, proyecto elegido para la difusión de su obra como entidad ganadora del Premio Príncipe de Viana de la Cultura 2018. Esta entidad y el Departamento de Cultura y Deporte firmaron un convenio de coedición para la grabación de la obra, que recopila toda la experiencia de la Coral en el mundo de la música.

En el acto de presentación del trabajo participaron la consejera de Cultura y Deporte, Rebeca Esnaola, y el director artístico de la entidad galardonada, David Gálvez, y se celebró un concierto con obras incluidas en el disco.

Para la Coral de Cámara de Pamplona el proyecto “es fruto de un galardón institucional a una entidad muy singular y con unas señas de identidad muy marcadas; entre ellas, su sonido”. “El disco -remarcan- dará testimonio veraz de cómo sonaba la Coral de Cámara de Pamplona durante la segunda década del S. XXI”.

Premio Príncipe de Viana

El Gobierno de Navarra otorgó a la Coral de Cámara de Pamplona el Premio Príncipe de Viana 2018 por sus 72 años de trabajo continuado, su compromiso con la ciudadanía y por proyectar dentro y fuera de la Comunidad Foral la imagen de Navarra como potencia cultural.

La finalidad del galardón es difundir la obra en la que la entidad premiada ha basado su trayectoria, para lo que se ha destinado una dotación económica de 20.000 euros. La Dirección General de Cultura-Institución Príncipe de Viana es la encargada de trabajar en un proyecto de calidad, que ponga en valor su creación y en conocimiento de la ciudadanía los aspectos fundamentales de su trabajo.

Trayectoria de la Coral

La Coral de Cámara de Pamplona surgió en 1946 y ya desde su comienzo se vinculó con los compositores de su tiempo. Desde sus inicios, se hizo merecedora de numerosos galardones en los certámenes corales más importantes del panorama internacional, como Llangollen y Lille, siendo galardonada además con reconocimientos como la Medalla de Oro de las ciudades de Lille, Argel, Vincennes y la ciudad argentina de San Nicolás, junto con la Encomienda de la Orden al Mérito Civil, la Encomienda de Alfonso X el Sabio y la Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo.

La Agrupación Coral de Cámara de Pamplona ha sido embajadora de su ciudad y de toda Navarra. En su repertorio siempre ha tenido un lugar destacado la interpretación de la música vasco-navarra, tanto la popular tradicional como la compuesta por renombrados compositores navarros de los siglos XIX y XX.

La Coral donó su fondo documental al Archivo Real y General de Navarra, en este mismo año 2019, para su integración en el programa de Archivo de la Música y de las Artes Escénicas de Navarra.

(Noticia de la página web del AMAEN)

BOLETINES DE NOVEDADES

15 noviembre 2019 Deja un comentario

Presentamos, una vez más, como cada mes, los boletines de novedades y de sumarios de la biblioteca. En esta ocasión se trata de los correspondientes a noviembre:

Novedades noviembre 2019

Boletín sumarios 2019-9

Esperamos que resulten de utilidad a quienes nos siguen desde este blog. Todo lo que aparece en ellos está disponible para su consulta en nuestra sala de lectura de lunes a viernes, en horario de 8:30 a 14:30.

EL ARCHIVO DE NAVARRA ORGANIZA UN CICLO DE CONFERENCIAS SOBRE FOTOGRAFÍA HISTÓRICA

11 noviembre 2019 Deja un comentario

Con motivo de la exposición “Fototeca de Navarra. Imágenes para la historia”, ubicada en el Archivo Real y General de Navarra, se ha programado un ciclo de conferencias los próximos miércoles de noviembre, días 13, 20 y 27. Las conferencias tendrán lugar a las 19:00h, salvo el último día que se adelantará a las 18:00h. La entrada es libre hasta completar aforo.

La conferencia del día 13 correrá a cargo de Fernando Cañada y Roberto Ciganda, bajo el título “Fototeca de Navarra. Imágenes para la historia”. En ella se trazará un recorrido sobre la historia de los fondos fotográficos conservados en el Archivo Real y General de Navarra y las dos ejes que conforman el programa Fototeca de Navarra, destinado a la recuperación del patrimonio fotográfico navarro y a su tratamiento técnico y difusión.

Fernando Cañada Palacio y Roberto Ciganda Elizondo son licenciados en Historia, tienen el título de Postgrado en Preservación, Gestión y Difusión de Archivos Fotográficos y han actuado como comisarios de la presente exposición. Tras la conferencia, los comisarios realizarán una visita comentada a la muestra.

El miércoles 20 de noviembre Mª Asunción Domeño impartirá la conferencia “¡No se mueva! La fotografía en los establecimientos comerciales de Pamplona en los tiempos del colodión”. En ella recorrerá los estudios fotográficos que se implantaron en Pamplona / Iruña durante la segunda mitad del siglo XIX.

Mª Asunción Domeño Martínez de Morentin es doctora en Historia por la Universidad de Navarra con una tesis sobre “La fotografía de José Ortiz Echagüe: temática y estética”. En la actualidad es profesora adjunta del Departamento de Historia, Historia del Arte y Geografía de dicha universidad, ha publicado numerosos trabajos y comisariado diversas exposiciones sobre historia de la fotografía.

Finalmente, el miércoles 27 de noviembre la fotógrafa Maider Kuadra realizará un taller de “Demostración de colodión húmedo”. El taller dará inicio a las 18:00h y será necesario reservar plaza de manera anticipada llamando al teléfono 848 42 46 67.

Maider Kuadra Ruiz de Gordejuela tiene el título de “Experto Universitario en Artes Visuales: Fotografía y Acción Creativa”, y es especialista en el colodión húmedo, una técnica que estuvo vigente entre 1851 y 1885. Ha realizado una residencia artística en Bulgaria y ha comisariado numerosas exposiciones en las que ha mostrado su obra, realizada con fotografías de colodión húmedo.

El procedimiento del colodión húmedo es una técnica que fija las imágenes producidas por la luz sobre placas de vidrio. Para ello, la superficie de las placas se recubre de una solución de colodión (nitrato de celulosa en alcohol y éter) y se sensibiliza mediante un baño de nitrato de plata que debe ser aplicada momentos antes de la exposición a la luz. Esto obligaba a los fotógrafos a ir siempre equipados con un laboratorio portátil. La imagen negativa obtenida sobre las placas de vidrio puede copiarse en papel impregnado a la albúmina, produciendo una imagen positiva.

(Noticia de Actualidad del Portal web del Gobierno de Navarra)

825º ANIVERSARIO DEL INICIO DEL REINADO DE SANCHO EL FUERTE

Cartel de Ciga sobre las Navas de Tolosa

Cuando se cumplen 825 años del inicio del reinado de Sancho VII el Fuerte, el Archivo Real y General de Navarra dedica su microexposición de noviembre a recordar dicha efeméride con la exhibición de varios documentos vinculados al último monarca de la dinastía Jimena.

La microexposición “825º Aniversario del reinado de Sancho VII el Fuerte (1194-1234)” recopila, entre otros documentos, varios fueros, imágenes del sepulcro del rey en Roncesvalles o el pacto de prohijamiento suscrito en 1231 entre este y el rey Jaime I, que sellaba los destinos unidos de Navarra y Aragón.

De acceso libre y gratuito, la muestra permanecerá abierta durante todo el mes en la galería baja del Archivo de Navarra, todos los días de 10:00h. a 14:00h. y de 17:00h. a 20:00h.

 

Sancho VII el Fuerte

En 1194, tras la muerte de su padre el rey Sancho VI, subía al trono navarro Sancho VII quien, a causa de su corpulencia y excepcional altura (probablemente de más de 2 metros), fue apodado como El Fuerte. Su largo reinado estaría marcado por la definitiva pérdida de los territorios guipuzcoanos y alaveses, el fortalecimiento del patrimonio de la corona, así como por el prestigio obtenido por su participación en la batalla de las Navas de Tolosa en 1212 junto a los monarcas Alfonso VIII de Castilla y Pedro II de Aragón.

Documentalmente el reinado de Sancho VII tiene un rasgo especialmente característico que es el uso por este rey de la silueta o figura de un águila como signo personal con el que validar los documentos. La adopción de este símbolo, que también utilizó en sellos de cera, se ha relacionado con el linaje normando de su abuela, Margarita de l’Aigle (del Águila, en francés). Este signo figura en los documentos de concesión de fueros a los habitantes de Urroz y de Ulzama y, así mismo, en el documento de concesión de fuero a Viana que se conserva en su archivo municipal también figura un signo de águila, en este caso mucho más elaborado y vistoso por ser probablemente copia de elaboración posterior.

La participación de Sancho VII en la batalla de las Navas de Tolosa (1212) proporcionó al rey un gran prestigio que después sería realzado por la extensión de distintas leyendas en relación con su participación en la batalla rompiendo las cadenas que rodeaban la tienda del califa almohade. De hecho, una réplica del pendón que ondeaba sobre la tienda de Miramamolín, y que se conserva en el monasterio de las Huelgas de Burgos, preside en la actualidad el Salón del Trono del Palacio de Navarra junto con doce eslabones de las supuestas cadenas arrebatadas durante la batalla. A esta imagen legendaria corresponde el bello boceto, también expuesto en la muestra, que Javier Ciga presentó al concurso de carteles de San Fermín de 1912 en el que el rey aparece representado en la batalla, así como el cartel anunciador de una cabalgata histórica que en 1891 representó en Pamplona la entrada del rey en la ciudad tras el combate. Este boceto, que había permanecido durante décadas en dependencias del Archivo Real y General de Navarra, se conserva desde el año 2018 en el Museo de Navarra.

Pacto de prohijamiento y sucesión

En sus últimos años, quizá afectado por alguna dolencia, Sancho VII se recluyó en el castillo de Tudela. Al no tener hijos legítimos que le pudieran suceder en el trono y habiendo cumplido ya más de 70 años, se reunió en 1231 con el monarca aragonés Jaime I y suscribió con él un pacto de prohijamiento que fijaba que si uno de los dos moría, el otro heredaría la corona y posesiones del fallecido.

A causa de la enorme diferencia de edad entre el rey Jaime (23 años) y el anciano rey Sancho, el pacto era en la práctica una disposición de sucesión de la corona navarra en favor de Jaime I. En la micromuestra puede contemplarse el documento que recoge el pacto de prohijamiento suscrito en 1231 entre ambos monarcas y que sellaba los destinos unidos de Navarra y Aragón. Sin embargo, cuando en 1234 Sancho VII murió, la nobleza navarra ignoró lo dispuesto en el pacto de prohijamiento y facilitó que la corona pasara a Teobaldo, conde de Champaña y sobrino del fallecido rey. Teobaldo I se convertiría de este modo en el primer rey perteneciente a las dinastías de origen francés que se sucederían durante los siglos posteriores en el trono navarro.

En un primer momento Sancho VII fue enterrado en la iglesia de San Nicolás de Tudela, ciudad con la que tuvo vinculación especial, pero después sus restos fueron trasladados a la Colegiata de Roncesvalles donde hoy en día se conservan. La micromuestra se cierra con algunas fotografías del sepulcro del rey en Roncesvalles, como una interesante instantánea del la efigie yacente de Sancho VII tomada en 1916.

También se expone una imagen de la escultura de Antonio Loperena que se erigió en Tudela a Sancho VII y en la que el monarca aparece representado sosteniendo un gran escudo con el signo del águila y algunos eslabones de cadenas alusivos a la batalla de las Navas de Tolosa.

(Noticia de Actualidad del Portal Web del Gobierno de Navarra)

UN CONCIERTO Y UN ENCUENTRO CON COMPOSITORES, ESTE MIÉRCOLES EN EL ARCHIVO REAL Y GENERAL DE NAVARRA

Jesús Echeverría y el Grupo de Compositores de Pamplona / Iruñeako Taldea Musikagileak

El Archivo Real y General de Navarra acoge este miércoles, 30 de octubre, a las 18:00 horas, un encuentro con compositores y un concierto, dentro del ciclo “Octubre Archimusical” que forma parte del programa Archivo de la Música y de las Artes Escénicas de Navarra.

En el concierto “El Archivo es Música” se han reunido obras del Grupo de Compositores de Pamplona / Iruñeako Taldea Musikagileak y del compositor Jesús Mª Echeverría. En el encuentro participan Teresa Catalán, Jaime Berrade, Koldo Pastor y Jesús Mª Echeverría.

A continuación, a las 19:00h, el Quinteto Bortz interpretará los Cuatro movimientos para quinteto de viento (2002), de Jesús Mª Echeverría, y El Rapto de Europa (1988), de Iruñeako Taldea Musikagileak/Grupo de compositores de Pamplona, obra creada por Teresa Catalán, Jaime Berrade, Patxi Larrañaga, Koldo Pastor y J. Vicent Egea. El Quinteto Bortz está formado por Roberto Casado (flauta), José Luis Larraburu (oboe), Jorge Nagore (clarinete), Alberto Chacobo (trompa) y Moisés Irisarri (fagot).

Tanto el encuentro como el concierto se celebran en el salón de actos del Archivo Real y General de Navarra. Las invitaciones se pueden retirar desde el martes 29, en dependencias del archivo.

(Noticia del portal de Cultura Navarra)